Opiniones y Editoriales

Desde El Diván

La hipocondría

¡Hola queridos lectores!! De seguro ha escuchado por ahí de personas que se enferman constantemente de todo y por todo, estas personas que regularmente están solas y piden atención a gritos se les conocen como hipocondriacas.

Las personas que padecen de hipocondría suelen tener la convicción de tener una enfermedad que generalmente es grave o no tiene cura como cáncer, enfermedades del corazón o sida.

Suelen auto observarse y quejarse con frecuencia. También visitan a menudo a médicos y acuden a los servicios de urgencias, donde se les realizan pruebas en las que no se manifiesta indicio alguno de enfermedad.

Las personas hipocondríacas no fingen estar enfermas, ya que no pueden controlar los síntomas, sino que los crean sin intención.
Ellos buscan el consuelo de la familia, los amigos o los médicos de manera regular y tienden a examinar su cuerpo de una manera frecuente.

Se sienten bien durante un tiempo corto y luego empiezan a preocuparse por los mismos síntomas o por síntomas nuevos, lo que conlleva a una obsesión.

El problema es que ahora la obsesión hipocondriaca tiene vida propia. Lo que entró por la puerta del miedo ha construido un pensamiento circular que crea sus propios síntomas y para solucionarlo hay que aprender a pensar de forma diferente.

Dependiendo de la gravedad de este trastorno, la vida social y laboral de la persona que lo padece se pueden ver afectadas, por eso es importante que si algún familiar o amigo presenta las características antes mencionadas por un periodo mayor a seis meses se busque ayuda médica y psicológica.

En psiquiatría, la actitud hipocondríaca aparece como un síntoma en algunas formas de depresión endógena, especialmente en la melancolía involutiva (depresión de los ancianos).

También puede adquirir en ciertos casos los rasgos de un desarrollo delirante, de contenido hipocondríaco, en la llamada paranoia hipocondríaca.

Entre los tratamientos que se utilizan para curar la hipocondría están los psicofármacos inicialmente para controlar los síntomas ansiosos tan importantes que padecen estos pacientes y la terapia psicológica cognitiva conductual en la que se promueve la pérdida de la angustia y el miedo a la enfermedad que el hipocondríaco siente.

Si tiene una duda o comentario comuníquese conmigo a divandenver@gmail.com

Deja un comentario / Leave a Reply

  • Blog Stats

    • 105,881 hits
  • Edición Actual

  • Archives

  • Suscríbete por correo electrónico

    Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirse a este blog recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo electrónico.

  • Follow me on Twitter

  • Top Posts & Pages

© 2016 La Prensa de Colorado. All Rights Reserved.

%d bloggers like this: