Cultura

Entre Tintero y Papel…

EL KAROSHI

Se ha hablado mucho sobre la muerte por exceso de trabajo; sin embrago, para algunos no es otra cosa que una leyenda urbana más, desafortunadamente

no es así, este es un fenómeno social real, latente, principalmente se da con mayor regularidad en países desarrollados. Esta patología a la que nos referimos tiene nombre y se llama “El Karoshi”.

“El karoshi” es un vocablo japonés para definir la muerte por estrés laboral o exceso de trabajo, es tan extraña que no respeta edad, profesión ni sexo.

Actualmente está reconocido oficialmente por el Ministerio de Salud Japonés desde el año de 1987.

Se dice que el primer caso conocido fue reportado en el año de 1969 cuando un empleado de una gran compañía de periódicos de 29 años de edad falleció de un ataque al corazón después de pasar varias semanas trabajando sin pausa y apenas dormir.

Este fenómeno surgió a partir de la reconstrucción Japón devastado por la Segunda Guerra Mundial, cuando los japoneses eran quienes tenían las jornadas de trabajo más largas del mundo; sin embargo, comenzó a comprenderse y tomar importancia como un problema de salud pública, cuando Hosokawa Tajiri y Uehara publicaron un libro llamado Karoshi”.
Inicialmente los caso de fallecimiento reportados por este fenómeno eran de dos casos por año; sin embargo, para el 2015 se dio un aumento considerable, cuando paso a ser de 2,310 víctimas, lo anterior de acuerdo a datos proporcionados por el Ministerio de Trabajo de Japón. Por su parte el Consejo Nacional en Defensa de las Victimas de Karoshi, revela que la verdadera cifra puede llegar a más de 100 mil al año, cifra que es igual al mismo número de fallecimientos producidos por accidentes de tránsito.

Aunque es muy difícil de creerlo, la causa principal para que una persona muera por Karoshi, son la falta de sueño, es decir, no dormir las ocho horas reglamentarias; continuar con su adicción al trabajo; no tomar descansos entre hora y hora; sentimientos de culpabilidad cuando no se asiste a trabajar; no tomar días libres o de vacaciones cuando corresponden; dolores de estómago y de cabeza frecuentes; no alimentarse apropiadamente; contribuyendo a riesgos de enfermedades del corazón, desordenes inmunológicos, diabetes y hasta cáncer.

De acuerdo al Ministerio de Sanidad, Trabajo y Bienestar japonés, la muerte de cualquier empleado que trabaja más de 65 horas a la semana durante más de un mes puede ser considerada como karoshi.

Uno de los casos más famosos es el de un ingeniero de Toyota, el cual trabajaba en un proyecto sobre una versión híbrida del modelo Cambry, quien trabajo más de 80 horas extra al mes en promedio, en sus últimos 2 meses, incluyendo noches, fines de semana y viajes frecuentes al extranjero. Él fue encontrado muerto por su hija en su domicilio un día antes de viajar a los Estados Unidos.

Tenemos también el caso de Kenji Hamada, de 42 años, quien tenía como rutina, una jornada de 15 horas laborales diario más 4 horas de traslado de casa a oficina y viceversa. Un día, sus compañeros lo encontraron caído en su escritorio, pensando que estaba dormido; sin embargo, tenía varias horas muerto, las causas: un ataque fulminante al corazón.

Para que los japoneses consideren como causa de un karoshi, se debió haber trabajado más de 100 horas extra el mes antes de su muerte y 80 en dos o más meses consecutivos en los últimos seis.

Actualmente, se dice que el campeón de esta patología lo detenta nada más y nada menos que México.

¿Usted conoce a alguien con este padecimiento?…

Deja un comentario / Leave a Reply

  • Denver
    77°
    Mayormente soleado
    06:4818:56 MDT
    Se siente como: 77°F
    Viento: 4mph 120°
    Humedad: 16%
    Presión: 29.97"Hg
    Índice UV: 5
    SaDoLu
    87/58°F
    88/59°F
    79/48°F
  • Blog Stats

    • 117,791 hits
  • Edición Actual

  • Archives

  • Suscríbete por correo electrónico

    Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirse a este blog recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo electrónico.

  • Top Posts & Pages

© 2016 La Prensa de Colorado. All Rights Reserved.

%d bloggers like this: