De Portada Educación

¿Es fácil el acceso y qué necesito hacer para poder ser admitido?

¿Es fácil el acceso a la Universidad y qué necesito hacer para ser admitido?Es quizás la pregunta que muchos estudiantes de preparatoria se hacen y también los padres de familia. Pero en realidad, es importante destacar, que tanto el acceso y la admisión van, uno con el otro.

Durante este tiempo que mi familia y yo hemos estado pasando por este proceso con nuestro hijo, que este año debe ya ser aceptado en el colegio u universidad, nos hemos dado cuenta que no es un camino fácil de recorrer. Además, de que debemos estar informándonos continuamente ya sea a través de la Internet o en persona con los diferentes colegios, y es importante, asistiendo a seminarios relacionados al tema.

Como es un tema muy largo e incluye muchos procesos y temas diferentes, pero relacionados el uno con el otro, voy a estar escribiendo diferentes artículos cada semana para que aquellas personas que tienen hijos que se van a graduar de la preparatoria con rumbo al colegio, se puedan dar una idea de lo que es este proceso.

El acceso a la universidad y las admisiones universitarias están estrechamente relacionados, esencialmente los dos lados de la puerta de entrada que determina quién puede inscribirse al colegio y al final terminar una educación universitaria.

La preparación debe empezar desde unos años antes. Durante este camino de aprendizaje nos dimos cuenta de que si su hijo está estudiando la preparatoria, es recomendable que si tiene la oportunidad de tomar clases extras lo haga, porque esas clases le ayudarán a acumular créditos que le serán tomados en cuenta a la hora de ir al colegio.

Hay diferentes programas y clases de colegio disponibles para estudiantes de preparatoria, quizás algunas escuelas les ofrezcan esos programas y si no hay que ir buscando información sobre ellos.

También es muy importante que si su hijo va a aplicar por becas y “grants” (subsidios de dinero que no tiene que pagar y que son muy diferentes a los préstamos que sí se tienen que pagar), los papás hagan sus impuestos correspondientes porque al momento de llenar estas aplicaciones se debe proporcionar la información de ingresos y sus impuestos, todo esto se puede hacer también de manera electrónica.

La aplicación para la Ayuda Federal para Estudiantes (Federal Student Aid, FAFSA, pos sus siglas en inglés), es la forma que se llena para que el gobierno determine que tanta ayuda financiera recibirá su hijo-a al momento de querer ir al colegio y es determinada con la información de sus impuestos.

Algunos compañeros de mi hijo, se dieron cuenta que sus padres no habían hecho los impuestos y no podían llenar esta aplicación debidamente y obtener la ayuda financiera.

Entonces el primer paso principal, es llenar esta forma para ayuda financiera en el mes de octubre, y aunque hay una fecha límite, es recomendable llenarla lo más pronto posible.

El segundo punto es, tocar las puertas de los colegios.
He aquí cuatro cosas que debe hacer para cruzar la línea de meta con su salud mental en jaque:
1.- Seleccione el número de colegios/universidades a las que desea aplicar o que su estudiante desea aplicar:
Si el consejero universitario de su escuela ya le ayudó a su estudiante a reducir su lista original de 25 escuelas a una más manejable de 10, no deje que sus hijos vuelvan a agregar más escuelas. ¡Oh, espere! ¡Usted es quien lo hace!

2.- Por supuesto, aún tiene que pagar por cada solicitud de la escuela. Quiere creer que su increíble estudiante es tan solicitado que las escuelas están dispuestas a renunciar a sus tarifas de solicitud solo por la oportunidad de tenerla como estudiante. Es un pensamiento encantador, aunque no esté basado en la realidad.
Las escuelas son muy selectivas y quieren aumentar su índice de selectividad. La forma más sencilla de que parezcan más selectivas es que más personas apliquen.

La forma más fácil de hacer que más personas apliquen es hacer que la aplicación sea gratuita y algunos colegios asi lo hacen, no le cobran la aplicación, pero eso no significa que su estudiante será aceptado; solo significa que la escuela quiere un grupo más grande de aplicaciones.
La tentación de aplicar porque “no me cuesta nada”, junto con la facilidad de la aplicación común, es difícil de resistir. Pero deberías. Si su estudiante probablemente no hubiera calificado antes, nada ha cambiado.

3.- Organízate; no es demasiado tarde.
Claro, créame que necesitaba una hoja de cálculo para realizar un seguimiento de los detalles. Cada escuela es diferente, una escuela dice que las transcripciones solo pueden venir de la escuela secundaria; otro quiere que el solicitante los proporcione; un tercero no los quiere en absoluto hasta que deciden aceptarte y, si los proporcionas con anticipación, no te aceptarán. Es enloquecedor.

Otro punto súper importante es que, hay que tener escritas en papel todas las contraseñas y usuarios que haya creado porque las vas a necesitar más delante, que todas estén en un solo lugar y a la mano.

4.- Pare con las pruebas ya.
Su estudiante ha tomado el SAT o el ACT varias veces y por razones desconocidas para el mundo moderno, tiene esta idea loca en su cabeza de que, si lo toma solo una vez más, su puntaje mejorará dramáticamente. Si bien hay algo de lógica para realizar estos exámenes de varias horas de duración y para adormecer el cerebro más de una vez, tres veces es suficiente e incluso puede ser exagerado, especialmente si tomarlo de nuevo significa también pasar por otra ronda de tutoría, exámenes de práctica y campamentos de entrenamiento. La puntuación es lo que es. Cierre este capítulo del proceso de solicitud y continúe.

Hay que empezar a llenar las aplicaciones de colegios en mente, todas las aplicaciones se hacen en internet también. Son aplicaciones que debe leerse cuidadosamente cada pregunta y proporcionar la información exacta y verídica. Tome en cuenta que también hay un periodo de tiempo para llenar estas aplicaciones, empezando en el¬ mes de octubre.

Ya que se haya aplicado para la ayuda financiera (FAFSA) y aplicado a los colegios, es recomendable que usted y su hijo-a se den tiempo y visiten los colegios deseados para que conozcan la cultura y el proceso de cada uno. En la página de internet de cada colegio hay una parte donde se puede hacer una cita para visita en persona y asista a una orientación. Regularmente las orientaciones y visitas son en grupo y de acuerdo a la carrera que le gustaría estudiar a su hijo-a. En esa visita recibirá información relacionada a la carrera deseada y le mostraran parte de las instalaciones del colegio.
Después de esa visita le seguirán mandando información por correo electrónico para seguir informándole de lo relacionado con el proceso.

Es recomendable crear diferentes folder con la información de los diferentes colegios.
Las admisiones universitarias, al menos desde el punto de vista de los oficiales de admisiones que trabajan en instituciones postsecundarias, se refieren a la mejor manera de evaluar si dejar que ese estudiante ingrese.
Con un creciente énfasis en la preparación para la universidad y la carrera, junto con los esfuerzos nacionales en curso para aumentar dramáticamente la cantidad de personas en los Estados Unidos que poseen una credencial o título postsecundario, las cuestiones de acceso a la universidad y las admisiones universitarias están obligadas a ganar más atención y escrutinio en los próximos años. Esta sección de temas ofrece informes clave, artículos y otros recursos que examinan los problemas que afectan el proceso a través del cual los estudiantes se matriculan en la educación superior.

Recuerde que es muy importante el puntaje de GPA (GPA significa Promedio de Calificaciones) que tenga el estudiante y así como también el resultado de ACT, (El ACT es un examen de ingreso utilizado por la mayoría de los colegios y universidades para tomar decisiones de admisión).
Por supuesto, existen altos grados de variabilidad tanto en los criterios que las diferentes universidades utilizan para seleccionar a los estudiantes que se matriculan como en los antecedentes y la preparación de los estudiantes que están solicitando la admisión. Y en nuestra siguiente edición estaremos hablando más detalladamente de ello.

También estaremos hablando de las aplicaciones a las becas y a los “grants” que proveen ayuda financiera para poder cubrir al menos la mitad del costo del colegio. Pero por ahora, puede descansar y disfrutar el hecho de que, aunque nunca en un millón de años hubiera creído en el proceso de solicitud de admisión a la universidad que lo consume todo y lo asusta, usted y su familia podrán sobrevivirlo.

Deja un comentario / Leave a Reply

© 2016 La Prensa de Colorado. All Rights Reserved.

%d bloggers like this: