Ultimas Noticias :

Culpable de tráfico sexual infantil

La víctima era un niña en foster care fugitivo de 15 años

MACON, Ga.- Un residente de Albany, Georgia se declaró culpable de tráfico sexual infantil federal en un caso que involucra a una víctima adolescente que se fugo.

Demetrius Hunter, también conocido como Red, se declaró culpable de un cargo de tráfico sexual de niños ante el juez federal de distrito Marc Treadwell el jueves 20 de mayo.

Hunter enfrenta una sentencia mínima obligatoria de diez años hasta una sentencia máxima de cadena perpetua, una multa máxima de 250,000 dólares y un período de liberación supervisada de al menos cinco años hasta una vida de supervisión. La sentencia de Hunter está programada para el 18 de agosto.

La coacusada Tamara Taylor, también conocida como Coco, de 30 años, de Albany, se declaró culpable de un cargo por uso de instalaciones en el comercio interestatal y extranjero para transmitir información sobre un menor el 4 de mayo.

Taylor enfrenta una sentencia máxima de cinco años de prisión, una multa máxima de 250,000 dólares y un período de libertad supervisada de al menos cinco años hasta la posibilidad de una supervisión de por vida.

La sentencia de Taylor está programada para el 28 de julio. No hay libertad condicional en el sistema federal.

Demetrius Hunter y Tamara Taylor pasarán un tiempo bien merecido en una prisión federal por la crueldad, la manipulación y el abuso sexual que infligieron a una niña en foster care fugitivo en necesidad.

Por su parte, el fiscal general interino Peter D. Leary dijo que, “Estoy agradecido con el FBI y la policía local por encontrar a la víctima y devolverla a un lugar seguro, así como por sacar a estos depredadores de niños de nuestras calles”.

Nuestra oficina hará todo lo que esté a nuestro alcance para garantizar que se haga justicia a los depredadores que explotan y dañan a los niños ”.

Cuando la mayoría de los adultos hubieran sentido la responsabilidad de tratar de ayudar a una niña perdida e indefensa, Hunter y Taylor se aprovecharon despiadadamente de ella, vendiéndola por sexo”, dijo Chris Hacker, agente especial a cargo del FBI Atlanta.

“Ahora pasarán tiempo en prisión mientras su víctima inocente comienza a recuperarse de las cicatrices emocionales que le dejaron”.

El 5 de octubre de 2016, Taylor se encontró con la víctima, una jovencita de 15 años, en el hotel Bridgeview en Macon, Georgia.

El día anterior, la víctima se había escapado de un hogar de acogida (foster home) grupal y estaba en el hotel buscando a su hermana.

La víctima no encontró a su hermana y fue abandonada por su rite.

La víctima le informó a Taylor de su edad y que se había escapado de una casa de grupo.

Taylor invitó a la víctima a su habitación donde Taylor le presentó a la víctima a Hunter, quien sabía su edad y que se había escapado.

Hunter le dijo a la víctima que estaban viajando por el mundo y la invitó a quedarse con ellos, pero le dijo que tendría que ganar dinero. La víctima no entendía en ese momento cómo se esperaba que ganara dinero.

Después de pasar una noche en Bridgeview, Hunter y Taylor llevaron a la víctima a otro hotel en Warner Robins, Georgia.

El perfil de la víctima se colocó en Backpage, un sitio web comúnmente utilizado para anuncios en línea de actos sexuales comerciales. Los registros de Backpage verifican que Taylor había publicado el perfil de la víctima en Backpage.

Los anuncios incluían fotografías de la víctima en ropa interior e incluían un número de teléfono celular para llamar que fue proporcionado por Hunter y Taylor.

Hunter explicó que la víctima tendría que hacer “trucos” para conseguir dinero y obligó a la víctima a realizar actos sexuales con él.

La víctima permaneció con Hunter y Taylor hasta el 18 de octubre de 2016, cuando fueron encontrados por la policía y la víctima fue devuelta a su hogar de acogida grupal.

Como resultado de los anuncios publicados en Backpage, la víctima tuvo que participar en dos a cinco actos sexuales comerciales.

Durante su tiempo con Hunter y Taylor, la víctima confió en ellos para su refugio y comida.

Dijo en su entrevista con la policía que cuando tenía que participar en un acto sexual comercial, se decía a sí misma “tienes que hacer esto, tienes que conseguir el dinero, así es como comes”. El caso fue investigado por el FBI.

Mary Flores

President / Editor

Read Previous

Hombre condenado a más de 27 años en una prisión federal por tráfico sexual de niños

Read Next

Condiciones “sucias” de miles de niños migrantes detenidos en campamento de tiendas de campaña

Leave a Reply

Your email address will not be published.